Diario de una estudiante » VISTIENDO AL CINE

27 marzo 2015

VISTIENDO AL CINE

¡Hola a todos!,
La reciente celebración de la gala de los Premios Oscars, me ha hecho reflexionar sobre la importancia y dependencia del binomio moda-cine.

Año tras año, la alfombra roja se convierte en una improvisada pasarela donde se muestran los diseños más glamurosos: vestidos clásicos, vanguardistas y en muchas ocasiones, auténticas obras de arte imposibles de llevar, pero se trata de la fiesta del cine y ahí todo se permite.

Desde que la industria cinematográfica empezara a dar sus primeros coletazos el vestuario ha sido una parte primordial en sus películas, dejando para la posteridad inolvidables joyas que aún hoy en día, nos hacen soñar con ese mundo de glamour y fantasía.

Este año Jennifer López y Chris Pine entregaban el Oscar al mejor diseño de vestuario a Milena Canonero por “El gran hotel Budapest”. Pero esta estatuilla, no es más que la última de una larga serie de premios que nos lleva hasta la llamada Edad Dorada de Hollywood, donde podemos encontrar los más célebres diseños de todos los tiempos.

¿Quién no ha fantaseado alguna vez con convertirse en Escarlata O’hara y llevar esos impresionantes vestidos que tanta fama le dieron a Vivien Leigh en “Lo que el viento se llevó”?, yo debo confesar que muchas. Pues bien, tan soberbio vestuario fue diseñado por Walter Plunkett, cuya labor le valió una nominación a los Oscars. Dado que la película está ambientada en la época de la Guerra de Secesión, el diseñador tuvo que realizar una extensa labor de documentación previa sobre la moda de aquella época. Además, gracias al Technicolor se puede apreciar con todo detalle la belleza y envergadura de sus diseños.

img1

img2
Es curioso como, en muchas ocasiones, los grandes artífices de las prendas más admiradas del séptimo arte son auténticos desconocidos para nosotros. Al igual que Walter Plunkett muchos otros diseñadores cedieron su protagonismo al traje, a su pasión y a las divas que los lucieron.

Jean Louis es otro de esos genios de cuya mente salió posiblemente, la prenda más famosa de todos los tiempos: el inolvidable y sensual vestido negro de Gilda. La marca característica de Louis era la elegancia que impregnaba al conjugar como nadie, la caída y el peso de los tejidos de sus diseños. Fue uno de los artífices del glamour en el vestuario y hoy en día, su nombre sigue apareciendo en todas las listas de moda.

img3

img4
Marilyn Monroe encarnó como nadie la sensualidad y el descaro y sin duda los diseños de William Travilla, que ayudaron a encumbrarla a lo más alto. Desde que la rubia actriz dejara poco a la imaginación al pasar por el conducto de ventilación de la Avenida Lexington de Manhattan en “La tentación vive arriba”, su escotado vestido blanco se convirtió en uno de los más comentados e imitados de toda la historia. El crepe de seda totalmente plisado, con el que estaba confeccionado el vestido, permitía que la falda adquiriese vuelo y que tuviese a la vez una buena caída, lo que permitió que la famosa escena del film saliese perfecta.

img5
La lista de diseñadores famosos y sus musas es interminable, como interminables son los maravillosos diseños que permanecen en nuestras retinas. No podemos concebir a Audrey sin Givenchy, ni a ambos sin “Desayuno con diamantes”. Hitchcock confiaría su vestuario a la americana Edith Head, precursora del traje de chaqueta en sus producciones y cuyas ideas le valió un total de ocho premios de la academia.

En palabras de Valentino : “La moda es perdurable y atemporal, como el estilo y el buen gusto innato en una mujer”, y el cine es su mejor ejemplo.

Un abrazo,
Mª José Sánchez


Deja un comentario

Requerido

Requerido, (permanecerá oculto)


− 5 = cuatro

Hearst España S.L. (en adelante, Hearst España) como responsable del tratamiento utilizará los datos personales que nos facilites a través de este formulario para que puedas comentar en el blog y para cumplir con los requisitos legales aplicables, según se detalla en nuestro Aviso de privacidad.
Tus datos serán almacenados por el plazo legalmente previsto para este tipo de servicios. Si tienes cualquier consulta o duda, puedes hacerlo en cualquier momento enviando un mensaje de correo electrónico a privacy@hearst.es


Subscríbete a los comentarios vía RSS